Los hermanos sean unidos

Hermanos-Peñarol
A lo largo de la historia muchos hermanos han jugado clásicos, en el mismo equipo o enfrentados, pero la lista de consanguíneos que anotaron goles clásicos es reducida. Ayer, con el gol de Marcel, la familia Novick quedó en la historia.

Padreydecano.com repasa las anotaciones de hermanos en el duelo más importante del fútbol uruguayo.

Muchos hermanos han jugado en Primera División con la camiseta aurinegra, algunos de los ejemplos son; los hermanos Alcoba, Camacho, Corbo, Carbone, Cubilla, Manito, pero pocos han logrado convertir en encuentros ante el tradicional adversario. Solo dos familias tienen ese honor, los Schiaffino y ahora los Novick.

Los hermanos Raúl y Juan Alberto Schiaffino vivían cerca del Parque Central pero terminaron haciendo las divisiones formativas en Peñarol. En 1945, el mayor de los hermanos, Raúl Toto Schiaffino, fue la gran figura del Campeonato Uruguayo. Fue el goleador del certamen con 19 tantos obteniendo el título y dejó su marca en el duelo ante Nacional.

Su similitud en el juego con José Piendibene hizo que el hincha le heredara el apodo; el Pequeño Maestro. Lamentablemente el centrodelantero mirasol sufrió una seria lesión y a los 23 años debió retirarse. Poco después apareció Juan Alberto, el Pepe. Jugador cerebral, de los mejores en la historia del fútbol mundial, obtuvo el Uruguayo, además de obtener el Mundial de Brasil en 1950. Anotó un gol en la final. Dejó su marca con tres anotaciones ante el eterno rival.

Pasaron casi 64 años hasta que se volvió a dar la misma situación. El clásico del Torneo Clausura 2015 tenía a Nacional con ventaja mínima en el score. El equipo de Pablo Bengoechea fue al frente y a los 32 minutos el brasileño Diogo fue derribado cerca del área. Hernán Novick había entrado durante el transcurso del encuentro, remató el tiro libre con singular maestría e igualó el encuentro.

El pasado domingo Peñarol perdía injustamente el partido ante los tricolores por 2 a 1. Matías Aguirregaray había igualado transitoriamente pero un penal mal cobrado le dio la ventaja a los albos. Cuando no faltaba absolutamente nada, en el último segundo se dio lo imposible: Luis Aguiar mandó un centro al área y Marcel Novick, el jugador más pequeño, saltó con alma y vida y con la nuca impactó el balón y la mandó a guardar.

El clásico culminó igualado, con los aurinegros manteniendo la punta de la Tabla Anual. Con un gol del jugador más esforzado festejando su primer tanto con la camiseta mirasol. Los hermanos Novick, hinchas como pocos de la institución decana. Sin dudas se han ganado un lugar en la historia del Decano del fútbol uruguayo.

Goles clásicos de hermanos:

  1. 26/08/1945 – Peñarol 2 a 1, Raúl Schiaffino y Óscar Chirimini.
  2. 17/12/1949 – Peñarol 4 a 3, Oscar Omar Míguez (2), Juan Eduardo Hohberg y Juan Alberto Schiaffino.
  3. 19/10/1952 – Peñarol 2 a 0, Juan Alberto Schiaffino (2).
  4. 17/05/2015 – Empate 1 a 1, Hernán Novick.
  5. 15/05/2016 – Empate 2 a 2, Matías Aguirregaray, Marcel Novick

Escrito por Wilson Méndez