Sin despeinarse

Peñarol aplastó 6-0 a River Plate por la tercera fecha del Torneo Intermedio. Luego de la eliminación de la copa, quedaban las dudas si iba a afectar anímicamente al plantel. Hoy no se notó y se vio a un equipo avasallante. Lo más importante es que descontamos puntos en la Tabla Anual.

Del juego no hay mucho para decir. No hubo rival. Peñarol dominó en todos los aspectos, y creó un sinfín de opciones de gol. Se usó las bandas como hace tiempo no se hacía. En el fondo hubo un trabajo correcto, sin mucha exigencia.

Capítulo aparte para Guzmán Pereira. Lo que ha levantado en el último tiempo es de destacar. Lo precisábamos así y está respondiendo.

El miércoles otra final más, ante Boston River, en nuestra casa, a las 20:00 hs.