¡Arriba muchachos!

Foto: AUF Oficial

Uruguay cayó 2-0 ante Francia, esta jornada en el Estadio de Nizhni Nóvgorod, por los Cuartos de Final de la Copa del Mundo. A pesar de que el sueño mundialista terminó, los celestes mostraron un gran nivel en los distintos encuentros que disputaron y nos hicieron ver que están a la altura de la competición más importante de todas.

El equipo del ‘Maestro’ Oscar Washington Tabárez, se plantó bien ante un rival que es candidato desde el comienzo del certamen. Fiel a su estilo, le complicó el panorama a los franceses que solo pudieron convertir mediante un cabezazo de Raphaël Varane, tras un error en las marcas.

Por momentos Uruguay arrinconó a los galos en su área y estuvo cerca de convertir en varias oportunidades. El ‘Pelado’ Martín Cáceres cabeceó un gran centro de Lucas Torreira, pero Hugo Lloris voló de manera espectacular para evitar un gol cantado.

Foto: AUF Oficial

En el minuto 59′ nuestro Capitán, Cristian Rodríguez, ingresó al terreno de juego en sustitución de Rodrigo Bentancur (amonestado). Inmediatamente llega un desgraciado error de Fernando Muslera, sobre un tiro de Antoine Griezmann que le costó el segundo gol y en una justa mundialista es prácticamente el partido.

El ‘Cebolla’, junto a todo el equipo intentaron acortar la distancia en el marcador y el lacazino casi lo consigue, con un remate en la medialuna que pasó a centímetros del vertical izquierdo del arquero.

Foto: AUF Oficial

Párrafo aparte para Náhitan Nández. El ex Peñarol fue de los puntos más altos de la ‘Celeste’ en el partido. La entrega nunca falta, es su principal característica y ante un mediocampo consagrado en Europa como lo es el francés, no se achicó y le peleó de igual a igual al que tuvo en frente.

Tabárez en busca de mayor agresividad en ataque probó con sustituir al actual Boca Juniors y en su lugar hacer debutar a Jonathan Urretaviscaya.

Los charrúas no consiguieron ni siquiera poner en peligro a Lloris en los últimos minutos, y en las lágrimas de Jose María Giménez, nos vimos reflejados todos, porque sentíamos que esta Selección podía dar más, pero también nos queda la tranquilidad de que los jugadores dejaron todo en el campo de juego por mantener esa ilusión viva.

También nos va a quedar la espina de saber que habría pasado si Edinson Cavani hubiese estado en condiciones de jugar, o la incertidumbre de saber si este fue el último Mundial de él, junto con el otro goleador, Luis Suárez.

Foto: AUF Oficial

Uruguay se despidió de Rusia 2018 con la frente en alto, mostrando un gran nivel de competitividad en la máxima competición y con la tranquilidad de que dentro de la cancha no se guardaron nada. El fútbol siempre da revancha, ¡ARRIBA MUCHACHOS!