Historias Clásicas

El Primer Clásico de la Historia
15 de julio de 1900, comienzo del clásico Peñarol – Nacional.
El primer clásico de la historia se jugó en el Parque Central y desde los comienzos se marca la paternidad de Peñarol sobre Nacional.
El mayor tanteador en la historia de los clásicos
1 de Noviembre de 1911, una goleada histórica.

En la propia casa del rival de todas las horas, Peñarol destrozó a Nacional en un partido que quedará para siempre en nuestro recuerdo.
Peñarol jugó el clásico con la reserva
El 14 de diciembre de 1913, Peñarol no juega el clásico con su primer equipo 
Última fecha, Peñarol sin pelear por el campeonato tiene que enfrentar al tradicional rival el cual peleaba la definición del torneo junto a River Plate. Los jugadores del primer equipo estaban suspendidos por eso Peñarol juega con la “Segunda de Hierro”.
Abandono clásico por gripe en 1918
1 de noviembre de 1918, Nacional no se presenta a jugar el clásico.
Por la Copa de Honor, Nacional comunicó que no se presentaría a jugar el partido, alegando que la epidemia de gripe había atacado a todos sus jugadores. Pocos creyeron realmente que ese fuera el motivo valedero.
El primer clásico de la era profesional
7 de agosto de 1932
El primer clásico del profesionalismo como no podía ser de otra manera fue ganado por Peñarol 2 a 0.
El Clásico del Comisario
8 de diciembre de 1946, para evitar una goleada histórica la policía se lleva detenido a Obdulio Varela.
Peñarol estaba goleando a Nacional y en un hecho sin precedentes en el mundo la policía interviene en el partido. Es el único caso en que la intervención policial es aceptada por el árbitro.
El Clásico de la Fuga
9 de Octubre de 1949, el día en el que no volvieron más.
El temor a una goleada histórica quedará siempre en la historia, cuando el tradicional rival abandonó antes de comenzar el segundo tiempo.
La Fuga en la Copa Montevideo de 1971
6 de Febrero de 1971, fiel a su historia, el tradicional rival se volvió a fugar.
Para evitar una goleada histórica, hicieron expulsar a un jugador para quedar en inferioridad numérica y de esa  manera suspender el partido.
Copa de Oro de los Grandes
Mano a mano, Peñarol y Nacional al mejor de 8 partidos.
Peñarol ganó los cuatro primeros, cayó por penales en el quinto, para volver a ganar el sexto y el séptimo un año después. De esta manera se coronó como el mejor, sin tener que llegar a completar los ocho estipulados.
El clásico de los 8 contra 11
23 de Abril de 1987, el día que desafiamos a las matemáticas.
A falta de 15 minutos Peñarol se quedó con 8 hombres. Cuando nadie lo esperaba Cabrera anotó y demostró otra vez que en Peñarol no hay que rendirse nunca y luchar hasta el final.
El Clásico sin Golero
27 de Octubre de 1991, el día que ganamos sin arquero.

A falta de 11 minutos Fernando Álvez recibió la tarjeta roja, y sin haber cambios disponibles, fue necesario improvisar un arquero. El héroe de la tarde fue Jorge Goncálvez.
El Histórico 4 a 3 del Quinquenio
19 de Octubre de 1997, una remontada que no se olvida más.

Perder significaba despedirse de la posibilidad del Quinquenio de Oro, pero dejando todo en la cancha y “A lo Peñarol”, se pudo ganar remontando un 3 a 1 en contra.
3 a 2 del Quinquenio “A lo Peñarol”
5 de Noviembre de 1997, la remontada que definió el segundo Quinquenio de oro.

Este clásico quedará marcado a fuego en todos los hinchas de Peñarol, era a todo o nada. Remontada histórica para quedar a un paso del segundo Quinquenio de Oro del club.