La Cultura de tapar u ocultar

A veces uno no quiere hablar de lo que pasa en la vereda de enfrente, uno es alérgico a las plumas y quiere estar lo más lejos posible de ellos. Además preferimos dedicarle más tiempo a nuestro Club que a perderlo en quienes no existen. Pero suceden hechos que a uno le molestan y lo llevan a tener que hablar, porque en el fondo, queremos mostrar cómo se manejan ciertas cosas en la prensa cuando se trata de un club u otro. Algunos dirán “no hablemos de ellos”, pero cuando pasan estas cosas hay que estar atentos y salir a decirlo. En verdad no hablamos de ellos, sino que acá el problema es la prensa de nuestro país. No toda, aunque sí la mayoría. La situación es que cuando pasan algunos temas en cierto club, no se animan a hablar o los hacen callar.

Hace tiempo venimos “atacando” la Cultura Naciomal, ya que ese slogan es una movida del rival para hacer marketing y moverse por lo bajo para perjudicar a nuestro club. De esa manera ellos resaltan, al tirar mierda para el lado nuestro. Esto que vamos a mostrar es un simple ejemplo de cómo se manejan las cosas en la prensa y como ellos “tapan” o callan todo. Bueno, todo no pueden callar porque siempre hay alguien que no se casa con nadie.

Recuerdo en el año 2009 cuando se lanzó la noticia de que los juveniles de Peñarol comían sólo arroz y fideos, noticia que nunca se supo de dónde salió, pero que inmediatamente todos los medios levantaron. Era la época que pegarle a Peñarol servía y vendía. Ningún medio se retractó de la mentira, sólo alguno puso una nota a algún dirigente desmintiendo pero la noticia llegó a todos y en todos lados quedaba impuesto que en las juveniles pasaba eso. Sin dudas el trabajo en juveniles de Peñarol puede ser bueno, regular o malo, pero estas mentiras no sólo te tiran abajo todo el trabajo sino que resalta el de los demás.

Ésa es la finalidad de la Cultura Naciomal, tirarte abajo ensuciando y sistemáticamente vos resaltás sin hacer bien las cosas, sólo por el hecho que no hacés lo malo que hace el otro. Así se mueve la prensa con una mentira que se tiró en los medios, todos la levantan y difunden. Pero miremos ahora una noticia de actualidad con mayor o menor grado de problemática y con algo que no tenía la noticia anterior: fuentes confiables.

El pasado 28 de Octubre, la edición de Caras & Caretas publicó un informe en “El Agujero Negro”, donde se cita una charla dada por el Asistente de Comunicación del Club Naciomal de Football en la Universidad Católica. En ella cuenta que vio a un jugador de su equipo drogándose en el baño de la misma institución.

Luego de conocidos estos comentarios por parte del Club sin acta, los mismos procedieron a suspender a dicho asistente, quien días después, renunciaría a su cargo.

Si pueden leer la nota verán la gravedad de lo que pasó en la concentración de Los Céspedes. ¡Es algo gravísimo: un jugador de primera drogándose en la concentración! Ahí es cuando entramos en el juego de la prensa. ¿Por qué en ningún medio hablan de este complicadísimo tema? ¿Por qué este silencio contra esta información en la cual se tiene hasta la fuente de quién lo vio y se sabe qué jugador era el que se estaba drogando?

Esto que pasó es una lástima. No queremos que pase en ningún club, ya que los jugadores son muchas veces el ejemplo a seguir de muchos niños y de los jóvenes, y esto le puede pasar a cualquier institución deportiva. Nadie está a salvo de este problema social, aunque si pasaba en Peñarol desde la vereda de enfrente dirían que ellos tienen “cultura” y eso no lo hacen. Aunque si empezamos a repasar jugadores que le dieron positivo son el club con más casos sin dudas.

Ahora lo que todo hincha de Peñarol se pregunta, ¿Si esto pasaba en nuestro club, la prensa lo manejaba igual?¡Todos sabemos la respuesta y es NO! Si esto pasaba en Peñarol ya veíamos el circo en todos los medios, pero de eso se trata la cultura, de tapar, mentir, callar y ocultar…